Eliminación grasa localizada en la papada con tecnología INDIBA

La grasa localizada es uno de los problemas estéticos más visibles y qué más inseguridades pueden generarnos cuando nos miramos al espejo, sobre todo en zonas que no podemos ocultar o disimular, como la zona de la papada. Para la eliminación grasa localizada de la papada con la tecnología INDIBA.

La tecnología INDIBA consiste en el uso de radiofrecuencia a 448hz,  que posee múltiples aplicaciones, entre ellas, la medicina estética, que se sirve de esta técnica para una visible mejora en sus pacientes.

¿Cómo funciona la tecnología INDIBA?

Lo que hace la radiofrecuencia INDIBA es regular y estimular las células de los tejidos para que realicen  de manera más eficaz los procesos metabólicos, a través de la aplicación de una corriente eléctrica. 

Se consigue aumentar el aporte sanguíneo a la zona tratada, con esto llegan más oxígeno y más nutrientes y otros elementos del sistema inmunológico que son clave para los resultados que perseguimos, en este caso, eliminar la grasa localizada en la papada.

Esto se consigue gracias a generar tres efectos biológicos: bioestimulación, vascularización e hiperactivación. 

Del mismo modo, esta tecnología ayuda a la producción y síntesis de colágeno y elastina, que ayudan a eliminar la flacidez de los tejidos, eliminando arrugas, celulitis e incluso, como es el objetivo, grasa localizada.

eliminacion-grasa-localizada

¿Cómo se aplica el tratamiento?

Antes de la sesión, el especialista comprobará que el paciente es apto para la aplicación de este procedimiento. Al tratarse de tecnología eléctrica está contraindicado para personas con marcapasos u otro tipo de implantes eléctricos, al igual que para personas embarazadas, con tromboflebitis o con heridas y quemaduras recientes. 

Para la sesión es recomendable que la piel se encuentre muy hidratada, por lo que se le recomendará al paciente una rutina de hidratación unos días antes de empezar el tratamiento. Puedes leer cómo hidratar tu piel de forma correcta en este post

Durante la sesión, se limpia y se desinfecta la zona a tratar y se aplica una crema para facilitar la conducción de las ondas de radiofrecuencia, las sesiones suelen durar entre 30 y 45 minutos. 

Los resultados empiezan a verse desde la primera sesión, pero son acumulativos, cuantas más sesiones más visibles se harán. 

El tratamiento debe realizarse en intervalos de entre una o dos semanas entre sesiones.

Conclusiones

La tecnología de radiofrecuencia es una poderosa aliada en múltiples procesos y puede potenciar nuestra belleza natural cuando se aplica correctamente de manos de especialistas. 

En definitiva, para la eliminación de la grasa localizada de la papada la radiofrecuencia es uno de los mejores tratamientos estético que existen en la actualidad.

¿Quieres saber más sobre estos tratamientos?

No dudes en contactar con nosotros.

No hay comentarios

Pon un comentario

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito esta vacio